Reconstrucción mamaria post-cáncer

El cáncer de mama es el tumor maligno más frecuente en la mujer, y el tratamiento quirúrgico (la mastectomía), genera unas enormes secuelas físicas y psicológicas que condicionan con frecuencia la vida y relaciones sociales de las pacientes.

Por ello, la reconstrucción mamaria es una herramienta primordial que contribuye de forma definitiva en la...

El cáncer de mama es el tumor maligno más frecuente en la mujer, y el tratamiento quirúrgico (la mastectomía), genera unas enormes secuelas físicas y psicológicas que condicionan con frecuencia la vida y relaciones sociales de las pacientes.

Por ello, la reconstrucción mamaria es una herramienta primordial que contribuye de forma definitiva en la lucha contra la enfermedad, permitiendo una restauración de la anatomía natural, la recuperación de su feminidad, y un refuerzo psicológico esencial para recobrar su vida cotidiana.

Este procedimiento no interfiere ni en el tratamiento, ni en el control posterior del cáncer de mama. Prueba de ello es que cada día son más los oncólogos que lo recomiendan.

La reconstrucción puede hacerse de forma inmediata a la mastectomía en el mismo acto operatorio, o diferida, a los 6 meses del tratamiento oncológico.

Intervención:

Existen 3 procedimientos fundamentales para reconstruir la mama:

  1. Mediante una prótesis expansora que es recambiada, al alcanzar el volumen deseado, por un implante definitivo.
  2. Por medio del colgajo músculo cutáneo de dorsal ancho, que aporta piel en casos en que ésta sea insuficiente, y que junto al implante, consiguen el volumen deseado.
  3. Por medio de colgajos abdominales, que trasladan la piel y grasa del abdomen al tórax, conformando con ellos una nueva mama con tejidos exclusivos de la paciente, sin necesidad de implantes, y que al tiempo incluye una abdominoplastia.

En cada caso su cirujano le orientará sobre la alternativa más conveniente, pudiendo ser necesaria alguna actuación sobre la mama sana para garantizar la simetría.

El complejo areola - pezón se reconstruye en última instancia y bajo anestesia local.

En definitiva, se trata de restaurar la armonía corporal perdida, consiguiendo una mama de consistencia, forma y volumen natural, que ayuden a la mujer a recuperar toda su vitalidad y feminidad.

Más

Reconstrucción mamaria post-cáncer No hay productos en esta categoría